martes, 10 de abril de 2012

Como elefante en una cacharrería, Monasterio de San Clemente

0 comentarios
Ay señor, señor, Si Dios lo está viendo, no sé como no le dice a San Clemente que baje y haga una aparición para que estas monjitas puedan vender sus productos artesanos a través de su cuenta de twitter de una manera profesional.

Bueno, tal vez me equivoque, y escriban en mayúsculas para que se les oiga mejor, ya que algunas de ellas, con la edad, pudieran estar un poquito con defectos de audición. Pero tiene su gracia que por no tener fino el tema de la "netiquete" en internet, estemos escribiendo este artículo y de paso le hacemos publicidad.

Pero si solo fuera eso, otra vez tenemos que contener el aire cuando accedemos a su página web, que mas bien parece una máquina de juegos de azar o pensemos que nos hemos equivocado si estamos entrando en una de videojuegos o algo parecido.


Bueno, pues solo es la anécdota que queríamos reflejar hoy cuando íbamos descubriendo marcas de productos de alimentación o restauración que estuvieran usando Twitter y ... no hemos podido reprimir la tentanción, Dios nos perdone... y San Clemente también, de contároslo aquí.

Tal vez, si hay algún profesional en la sala y le manda unos consejos, reciba a cambio una buena bandeja de pasteles de su obrador, (es una idea).

0 comentarios:

Publicar un comentario